El Instituto Nacional de la Juventud (INJUVE) sostuvo un encuentro con jóvenes voluntarios, Junta Directiva comunidad San Lucas y representantes de la alcaldía de Cuscatancingo, el pasado 4 de julio de 2014, a fin de dar seguimiento a la recuperación de espacios para la convivencia juvenil en su componente medioambiental en dicho municipio.
De acuerdo a, Carolina Morán, especialista del Instituto de la Juventud, con este componente buscan la “educación medioambiental promoviendo la cohesión social, hábitos saludables, mitigación de riesgos y la utilización adecuada de los recursos naturales para la población juvenil en las comunidades de intervención del INJUVE”.

Por su parte, Linda Velásquez, representante de la municipalidad de Cuscatancingo vio el proyecto “bien plantado para los jóvenes y orientado a su rescate (delincuencial), creo que con esto vamos a suavizar un poco la situación de violencia”.

Los voluntarios ambientales del INJUVE coordinan con las organizaciones juveniles de la comunidad, Junta Directiva para promover las iniciativas ambientales en su entorno.

Roxana Girón, es una de las voluntarias que implementa el componente en la comunidad San Lucas, por lo que indicó que está preparada para “continuar con la labor del saneamiento ambiental”.

De julio a diciembre de 2014, los técnicos de la Subdirección de Inclusión Social, Ambiental y Cultural, del INJUVE continuarán con el proceso de seguimiento con las alcaldías del Área Metropolitana de San Salvador y comunidades que recibieron materiales de construcción y viveros, en el marco del proyecto de Prevención de la Violencia Social con Participación Juvenil, “Projóvenes II”.